Opinion

Vicente Molina Foix. Escritor y cineasta

4 mayo, 2016

No he tenido mucha formación ni afición al flamenco porque en mi casa se escuchaba zarzuela, tanto mi abuelo como mi padre. Esto era antes de elegir mis propias músicas. Yo llegué al flamenco de una manera muy exótica, en la India, a finales del siglo XX. Alguien me habló allí de que algunas músicas y danzas estaban conectadas con el flamenco. Me pareció algo insólito. Tiempo después vi un espectáculo en el que el tipo de música Kathakali de India, y ciertas danzas y músicas flamencas, en efecto, tenían una vinculación.

El flamenco ha tenido influjo de músicas africanas y orientales. Yo lo que no sabía y descubrí, era que ese sentido de lo jondo tenía influjos tan lejanos… de la India, cuando oí esa música y vi esa conexión real. El espíritu del flamenco ha sido tan universal que está relacionado con músicas de otros continentes.

A partir de aquí, he seguido a algunos flamencos… no muy de cerca, pero sí le he prestado atención. Lo que prefiero es la danza flamenca.

Comentarios (0)

Publicar comentario

Name
Email